domingo, 5 de enero de 2020

Mi receta de Roscón de Reyes

Bueno,

pues aquí os dejo mi receta de Roscón de Reyes, hay muchas, muchísimas en Internet, pero claro uno se termina quedando con una para siempre, porque en casa se acostumbran a ella, porque me la conozco de memoria y simplemente ese es nuestro Roscón de Reyes en casa.



Obviamente no me la he inventado, he cogido una de las recetas que mas me gusta y he comenzado a cambiarle cosas y claro poco a poco ha surgido esta receta que no cambio por nada del mundo.

Tomad en cuenta, que esta es una receta pura, es decir, sin impulsores, ni anti aglutinantes, ni aditivos de ningún tipo, el secreto es utilizar ingredientes de excelente calidad y tener cuidado de seguir correctamente todo el proceso.

El Roscón de Reyes, no es un bollo fácil de hacer, pero si se siguen los pasos, el éxito está asegurado.



Ingredientes para un roscón grande de 1 kg

Pre - fermento:


70 gr de leche entera
15 gr de levadura fresca
1 cucharadita de azúcar
90 gr de harina de fuerza

Para la masa:

 60 gr de leche entera
180 gr de mantequilla a temperatura ambiente
2 huevos medianos
20 gr de levadura fresca de panadería
25 gr de agua de azahar
450 gr de harina de fuerza
1 pellizco de sal
125 gr de azúcar glass
la piel de medio limón
la piel de media naranja
20 gr de miel

Decoración:

Fruta abrillantada
azúcar perlada o azúcar normal
Almendra laminada


Preparación


De ser posible, la noche anterior o unas horas antes de hacer el roscón, mezclar las ralladuras de naranja y limón con el azúcar glass. Tapar y dejar infusionar.

Mezclar los ingredientes del pre fermento y dejar que doble su volumen en un sitio cerrado y calentito, puede ser dentro del horno apagado.

Poner la harina en un bowl, junto con la sal, mezclar la leche templada con la levadura y la miel.
Añadir a la harina la mezcla de levadura y leche, los huevos, el azúcar infusionada, el agua de azahar, el pre - fermento y mezclar, dejar reposar todo una vez mezclado, sin amasar unos 10 min, en este punto parece una masa más bien muy suave.



Una vez reposada, comenzar a amasar añadiendo de poco a poco la mantequilla en pomada. Si estamos amasando a mano, paciencia ... tomará forma. Si estamos amasando en la Kitchen Aid u otro robot de cocina, es más fácil, porque solo hay que estar pendiente de poner la mantequilla.

Seguir amasando hasta que se acabe la mantequilla.  Si aun sigue un poco pegajoso, se puede añadir un mínimo más de harina (no más de 20 gr), de todos modos la masa es muy muy suave.
Poner en un bowl, tapar y dejar que doble el volumen.

Yo lo pongo en el horno cerrado y tapado con papel film y un paño.

Una vez levada la masa, untar la mesa de trabajo con aceite vegetal y también nuestras manos, sacar del bowl y amasar con suavidad para sacar el aire.
Separar la masa en dos para hacer dos roscones y formar una bola con cada trozo.

Abrir un hueco en el medio e ir separando con suavidad, hasta obtener en tamaño que queramos.

Nuevamente tapar con papel film y un paño suave y poner en el horno apagado, abajo de las bandejas yo pongo un cuenco con agua muy caliente. nuevamente hay que esperar a que doble el volumen.

Una vez que haya levado, pintar con huevo batido y decorar con fruta escarchada y azúcar perlada (se consigue en Alcampo).

Si no tenéis azúcar perlada, podéis coger azúcar normal y añadirle unas gotas de agua (unas gotas solo que si no se disuelve) y con esta azúcar decoráis los roscones.

Pues ahora al horno a 175 grados centrígrados con aire.



Para hacer la Nata montada

Por cada 200 ml de nata fría (35 % de materia grasa) poner 2 cucharadas de azúcar glass y montar con las varillas a velocidad alta. Cuando comience a hacer picos, ya está montada. 
Rellenar los roscones totalmente fríos.










No hay comentarios:

Publicar un comentario